A FUEGO LENTO

A FUEGO LENTO

Las intrigas para arrebatarle

a Peña Nieto la sucesión

 

¡Esto  es Campeche, señores!

 

                                                          “¿Quieres ofender a un campechano?

                                                      Supérate, estudia, sé alguien, figura…..Eso no lo perdonan”.     

–                                                                 María Lavalle Urbina

 

UN GENTILICIO –campechano-, se presta a todas las combinaciones habidas y por haber, cualquier capricho de tipo culinario, etílico o para hacer alusión a un estado de ánimo despreocupado y sin sobresaltos.

 

Campeche es una entidad altamente privilegiada por sus recursos naturales, pero con muy poco impacto en la economía de sus habitantes que por generaciones han visto salir de sus puertos toda la fortuna de casi cuatro centurias de explotación del palo de tinte, maderas preciosas, chicle de zapote, camarón, escama y ahora la depredación del cotizado pepino de mar que mantiene en profunda y peligrosa  tensión las relaciones entre pescadores y depredadores en esta  entidad y Yucatán.
Para hablar de su historia  como entidad, bastaría recordar que de Campeche salió la comisión de notables a  Miramar  en busca del segundo emperador de México, Maximiliano de Habsburgo,   encabezada por  Fernando Duque de Estrada  y Juan Nepomuceno,  nostálgicos de la nobleza y el glamur, y enemigos del liberalismo de Don Benito Juárez García.
Benito Juárez García.

Benito Juárez García.

Como cada seis años, en la denominada época moderna postrevolucionaria con reformas y todos los demás encajes de ilusionismo democrático, las pasiones políticas se tensan y en esta ocasión no puede ser diferente ante la etapa final de la administración desastrosa, inédita en excesos sin rubor,  moral ni probidad del gobernador Fernando Eutimio Ortega Bernes,  quien ha encendido las alarmas dentro de la militancia del PRI, en riesgo de salir del despacho del célebre “cuarto piso” y terminar en manos de otras siglas, pero con la zalamería de ser “más del  lo mismo con el  PRIAN reciclado”.
Para entender la importancia geopolítica energética del estado e identificar a quienes se lo disputan  desde el centro de las decisiones políticas empresariales globales en sordas batallas por mantener su control, bastaría recordar su aportación a la producción petrolera durante más de 35 años, y que hoy  representa en 40 centavos de cada peso que usted tenga en su cartera, y también la de gas.
Campeche es vital para la economía de todo México, y un bastión de negocios energéticos que disfrutan las petroleras del mundo, con todo su poder corruptor y su proclividad a compartir sus beneficios con quienes administran los cargos públicos.
A  partir de la necesidad de detonar la industria petrolera las cosas cambiaron también en la política cuando, desde el estado de México, el profesor Carlos Hank González, aliado con Jesús Reyes Heroles (con toda la información en mano de los estudios de reservas probadas en el Golfo de México en aguas someras de Frontera, Tabasco, hasta Puerto Real, en Ciudad del Carmen, Campeche, entregada en 1968 al Presidente Gustavo Díaz Ordaz), decidieron en los 70s, combatir la fuerza política de corte nacionalista en el sureste, que en la península representaban personajes como el campechano Carlos Sansores Pérez; en Yucatán  Víctor Cervera,  y en Tabasco los vestigios de Garrido Canabal.
Para ello, seleccionaron gobernadores impuestos desde Atlacomulco,   y hostilizaron después la posición digna de Leandro Roviroza Wade por defender la participación de Tabasco en la riqueza del petróleo.
En Campeche se propusieron destruir la resistencia, sonsacando a un grupo sui generis encabezado por Jorge Carpizo MacGregor y el gobernador Rafael Rodríguez Barrera; el joven Roberto Madrazo Pintado, de Tabasco,  y “el pulcro” yucateco Emilio Gamboa Patrón.

Tiempos del petróleo

Es interesante observar cómo se van acomodando las piezas en la política de Campeche después de administraciones de Ernesto Zedillo Ponce de León y las dos panistas que le sucedieron.
Manlio Fabio Beltrones.

Manlio Fabio Beltrones.

Se respira en el ambiente la pretensión de aplicarle a Enrique Peña Nieto  la misma estrategia que desde Miguel de la Madrid  operaron ante la mediocridad del Presidente,  quien terminó siendo traicionado por Jorge Salomón Azar García, personaje que después de ser prófugo de la justicia por millonario fraude  arrocero conocido  como   Tumbo de la montaña”, por intermediación de Luis Donaldo Colosio y   Carpizo MacGregor, fue nominado a la gobernación sin cubrir los mínimos requisitos.
Fue un golpe demoledor para De la Madrid, quien  había decidido que sería su entrañable amigo Renato Sales Gasque  gobernador en sustitución de Eugenio Echeverría,  contra la resistencia de los grupos caciquiles locales que no querían ver un nuevo general José Ortiz Ávila o Sansores  Pérez investidos  por el cargo.
El candidato fue Abelardo Carrillo Zavala, a instancias de Fidel Velázquez,  el mítico líder obrero que asustó de tal manera a De la Madrid, que se llevó en sus carpetas la nominaciones de Querétaro, Durango y Campeche.
Sexenio, el de Carrillo Zavala, de completo reventón musical  de antro con la primera voz del Trópico. En esta administración, el control de Carpizo fue de tal nivel que modificó el estatus de la Universidad Autónoma del Sureste a “de Campeche”, con un  virulento y estridente  discurso en contra del fundador de la Máxima Casa de Estudios por haber destruido su mansión para construir el Circuito Baluartes, y diera instrucciones para la incursión en política de los hermanos González Curi  (de total filiación panista ), impulsados por el profesor Hank y un jovencito de aspiraciones vitalicias presidenciales, llamado Emilio Chauyfett Chemor.
El ciclo de bonanzas pírricas del petróleo y migajas a políticos aldeanos de poca monta,  los llevó a creer que con intentos separatistas en calidad de presión y chantaje político sería suficiente. La candidatura fue para Azar García, quien inaugura la época “de los bofetones”, al irrumpir en el auditorio del PRI, dándole sus revires al entonces líder estatal José Antonio González Curi, quien recibía instrucciones del gobernador Carrillo Zavala de boicotear el acto que derrumbaba sus caprichos de una decisión local, con un montaje 100 por ciento campechano, y cartas marcadas por los vestigios humanos de Fidel.
Fernando Ortega B.

Fernando Ortega B.

Con Salomón Azar se incorporó un grupo-plaga  de juniors denominado G-20, caracterizado por su despotismo ilustrado para superar en abusos, fraudes y robos sin freno a sus ancestros orgullosos de su estirpe, sin dejar de reconocer algunos “infiltrados con falso pedigrí”.
La muerte de Luis Donaldo Colosio cambió el rumbo del país y de Campeche también, pues ya  se veía  a la senadora del PRI Layda Elena Sansores San Román como primera  gobernadora, basada ésta en que  a su padre Carlos Sansores  Pérez le tenía admiración y estima el sonorense,  y muestra de esa profunda amistad la representaba la hija menor del campechano desempeñándose como secretaria privada de Diana Laura Riojas de Colosio.
Los pactos establecidos se rompieron y la batalla se dio contra Zedillo, pero especialmente contra los designios de Nilda Patricia, esposa del Presidente. Zedillo había decidido romper la inercia en Campeche, buscando que el recurso del petróleo no se diluyera en la amplia corrupción de los gobernadores, y decide impulsar a su amigo Carlos Sales Gutiérrez con el apoyo decidido del gobernador Salomón Azar, su protector Jorge Carpizo y el ex gobernador Rafael Rodríguez Barrera.
Desde las oficinas del profesor Hank González, el secretario de Gobernación Emilio Chuayfett Chemor   recibía la orden de frenar a Sales Gutiérrez al costo que  fuera e imponer -en primera instancia- al amigo y fino arquitecto Jorge Luis González Curi, pero como no tenía “plataforma de lanzamiento”, se pensó en Luis Aguilar, un gris intelectual de biblioteca, con presunta genética del solar campechano.
Ex compañeros legisladores federales y muy amigos, la senadora Layada Sansores y el presidente municipal, Antonio Gonzalez Curi deciden hacer equipo y no dejar que sea Sales Gutiérrez  ni el arquitecto Aguilar quienes lleguen a Palacio de Gobierno.
La propuesta inicial de Zedillo y su esposa en favor  de  Sales Gutiérrez es evidente, pero la candidatura se define finalmente en el PRI  en favor  del presidente municipal, mientras cobijada por el PRD en calidad de candidata externa, Sansores San Román pasa de los acuerdos iniciales a las confrontaciones directas con su anterior aliado.
Salomon Azar García.

Salomon Azar García.

En juego de diálogos, acuerdos y rupturas que siguen  como el péndulo de un reloj en cada proceso, nace el cacicazgo feroz, grotesco, vulgar y violento de los González Curi, que caen en colusión con el grupo empresarial político de los Mouriño,  que hoy buscan mantener su vigencia sin el aparente manto protector de Los Pinos, pero con la luz prendida en los buenos oficios vigentes del secretario de Educación Pública, que les ha demostrado su afecto al no darle curso al tremendo fraude de Habilidades Digitales Para Todos” (HDT), Pemex-Unacar,  que también les da cierto margen de maniobra a otros 16 gobernadores vinculados en las fórmulas PAN-PRI-PANAL,  que no han denunciado la estafa como lo hizo el de Aguascalientes.
De esa manera continuó el juego de mentiras, simulaciones y consensos, imponiendo a Jorge Carlos Hurtado Valdez, un burócrata acomodaticio, servil lo mismo de los Mouriño, de los que fuera contador de la empresa GAMMA lll,  que con el arquitecto González Curi  en sus múltiples empresas constructoras, hoteleras, de comunicación y control directo de las decisiones de gobierno, sin dejar de cubrir cuotas políticas a Layda Sansores y preservar todos los privilegios a la oligarquía local centralista.
Para entender la picardía política  campechana, el opositor por el PAN,  Juan Carlos Del Río,  era primo político de Juan Camilo Mouriño y contratista de Pemex. Esta decisión crea conflicto y de nuevo las bofetadas  en plena fecha de finados, que terminan por hacer renunciar al panista a la vida política en Campeche, una anécdota propia de la picaresca campechana.
Los ciclos se cumplen y de nuevo la decisión de nombrar gobernador transforma a todos los aspirantes.  Recuerdo que hace tres años, antes de estas definiciones, coincido con el ex gobernador Antonio González Curi en el aeropuerto y en forma directa me pregunta:
“¿Cómo la llevas con Fernando Ortega Bernés? Es el próximo gobernador cuando termine JCHV. Mi hermano no va. No entiende que después de mi, ningún González Curi será gobernador. Pégate, tiene todo  mi apoyo. Y de Roberto Hernández, Emilio Chuayfett y Manlio Fabio. Búscalo, ponte a las  órdenes  a Fernando. Pero cuidado, que es muy goloso y no se le escapa nadie. Jajajaja”.

 Nunca -por supuesto- busqué a Fernando.

Ni las pretensiones imponer a Carlos Felipe Ortega por el entonces gobernador Hurtado Valdez -apoyado por Felipe Calderón, la Familia Mouriño y Beatriz Paredes Rangel-  fueron suficientes para frenar los designios de Antonio González  de hacer candidato Fernando Ortega Bernés,  quien se encontraba en completo rebase  por el aspirante Senador Alejandro Moreno Cardenas en las encuestas.
Campeche, potencia petrolera.

Campeche, potencia petrolera.

Cuando parecía que, basándose en este mecanismo de medición, se tomaría la decisión por Moreno Cárdenas,  la poderosa mano del entonces aspirante presidencial senador  Manlio Fabio Beltrones, con el apoyo pleno de Elba Esther Gordillo,  inclinó la balanza a favor de Ortega Bernés, y Moreno Cárdenas se disciplinó, convirtiéndose en responsable de  decisión que viviera juegos perversos de intentos de madruguete, cuando fueran descubiertos los acuerdos para financiar la campaña de Mario Ávila Gutiérrez, candidato del PAN, con dineros gubernamentales  Lotenal-Megamedia, urdidos por  Carlos Mouriño Terrazo (impune por los presuntos fraudes a PEMEX.)
Hoy, Campeche “del  Tesoro Petrolero”, está de nuevo en la ruta electoral y en Los Pinos vive y gobierna Enrique Peña Nieto, quien dista mucho de ser un títere del hankismo. No olvidemos cuando Arturo Montiel lo proyecta a la candidatura para el estado de  México, los hankistas intentan bloquear la candidatura de Peña Nieto para favorecer a Carlos Hank Rhon, hijo del mítico profesor.
El escenario es terrible para el PRI campechano, con una administración que se ha convertido en un verdadero escandaloso alarde de corrupción, abuso, dispendio, opacidad y excesos por parte de Fernando Ortega Bernés y sus colaboradores.
Sin importar su cauda de desprestigio, el grupo pretende imponer sucesor y apuesta al poder de Manlio Fabio Beltrones como tabla de salvación en cargos con fuero y cero rendición de cuentas.

El menú de propuestas es simple

El gobernador Ortega Bernes y su asesor de lujo el ex gobernador Salomón Azar García, pujan por la presidenta municipal de la capital Ana Martha Escalante Castillo (cuñada de Juan Camilo Mouriño) y el senador Raúl Aarón Pozos Lanz.
Jesús Reyes Heroles.

Jesús Reyes Heroles.

Ortega Bernés, como gran elector, aboga también su secretario de Gobierno, Roberto Sarmiento Urbina, con el nada recomendable antecedente de nunca haber aprobado el examen de Control de Confianza” del gobierno federal.
En su propia  línea, Azar García quiere al actual subprocurador de la PGR Renato Sales Heredia(PRD), o al senador Jorge Luis Lavalle Mauri (PAN),  ahijado de Jorge Carpizo,  quien tiene como suplente a la señora Gelly Terrazo de Mouriño, madre de Juan Camilo.
Al Grupo ESGES, de los Mouriño y su aliada del pasado proceso electoral federal Layda Sansores San Román,  serian idóneos el senador Jorge Luis Lavalle y el arquitecto González Curi, sin descartarse la propia Layda, quien ya ha sido designada por Andrés Manuel López Obrador, candidata MORENA.
El ex gobernador Antonio González Curi, solamente quiere sea su esposa, la diputada federal Elvia María Pérez Escalante para gobernar a trasmano por cuarta vez  y, si se reducen sus oportunidades, al mismo Roberto Sarmiento Urbina.

Todos unidos contra Alito

El problema real lo significa Alejandro Moreno Cárdenas, actual diputado federal y presidente de la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales de la Cámara de Diputados.
Jorge Carlos Hurtado

Jorge Carlos Hurtado

Para nadie es un secreto que, en Campeche, Moreno Cárdenas fue el único que apostó todas sus cartas a favor de Enrique Peña Nieto, mientras los grupos locales -después del fracaso de Ernesto Cordero como aspirante a  candidato del PAN y de los Mouriño-   trabajaron a favor de  Andrés Manuel López Obrador.
Ahora se buscará aplicar las estrategias que funcionaron con De la Madrid, Zedillo, Fox y Calderón: Asustar al presidente Enrique Peña Nieto con reportes catastrofistas sobre el riesgo de perder la entidad en manos de la oposición, si el diputado Cárdenas Moreno es candidato a gobernador y se rompe las promesas del  rito secreto del “Pacto de la Palestina”.
La presencia de Emilio Chuayffet en la SEP -y su extraña actitud de esconder el fraude de Habilidades Digitales para Todos, que implica a 16 gobernadores y Pemex,          usando la UNACAR como sistema de operación desde Campeche- y controlando el CEN del PRI con Cesar Camacho Quiroz,   les permitiría a los catastrofistas crear escenarios similares a los aplicados contra Renato Sales Gasque, Carlos Sales, en este caso contra el diputado Alejandro Cárdenas, con todo un equipo de operadores afines a las tres últimas administraciones de la pluralidad dictatorial perfecta estatal.
Las primeras señales de desafío al Presidente Peña Nieto están en la exhibición calculada al inaugurarse solemnemente un acueducto fraudulento de Chicbul-Carmen que no sirve, y asesinando horas antes a líder social de pescadores en Isla Aguada,  Javier Aguillón,  quien había sido objeto de anterior atentado a su vida fallido, cuando amenazó con entregar pruebas del fraude de dicho acueducto al Ejecutivo Federal.
Los campechanos, en los centros de reunión se preguntan: ¿Asustarán a Peña Nieto como a los anteriores presidentes? ¿Lo doblegarán para que las cosas sigan igual y nada cambie, con los mismos que siempre han hecho lo mismo?
¿Campeche está condenado a ser el primer productor y generador de riqueza  histórico de la nación y basurero del federalismo corsario, comodino fomentador de caciques de horca y cuchillo, donde el progreso sólo se ve en las inversiones colosales  de nuestros gobernantes como en Isla Roatán, de la Republica de Honduras; equipos de beisbol con falsos dominicanos de nacionalidad cubanos, pero con sueldos de 110 mil dólares mensuales;  o de la liga más cara del mundo, con el Celta de Vigo, en España; el rescate de empresas como Repsol, y creación de empleos bien remunerados en los Astilleros de Galicia que en todo México no faltan?

Latest posts by Enrique Pastor Cruz Carranza (see all)


Related Articles

Jorge Medina Viedas, nuevo director general de Comunicación Social de la SEP

  PARA PONER EN FRECUENCIA el debate e instrumentación de la Reforma Educativa con el imperativo de una difusión eficaz

Edición 319

About Latest Posts Enrique Pastor Cruz Carranza Latest posts by Enrique Pastor Cruz Carranza (see all) Egresan 534 bachilleres –

ESFERA HUMANA

  ¿El OK de Buffett y Coca-Cola? Alan Faena y la arquitectura moderna   LA ACTUAL SITUACIÓN DE COCA COLA puede